El apagón informativo es consecuencia del terremoto interno que hay estos días en París. Neymar apremió, en mayo, a la dirección del PSG a traspasarle al Barcelona. Aún sin acuerdo, al delantero no le tocó otra que reincorporarse, contra su voluntad, a los trabajos de pretemporada del club francés.

El lunes pasado, una semana más tarde de lo que programó Leonardo. Ha cumplido ya siete días en París, pero en ninguna de las cuentas oficiales del PSG, ya sea en Instagram, en Facebook o en Twitter, donde acumulan 114,5 millones de seguidores, le han dedicado ni un solo post, ni una sola fotografía en solitario.

Informativos del PSG, a través de su perfil oficial en Twitter, donde colgó fotografías de su primer día de entrenamiento en el gimnasio, o una secuencia de instantáneas en que se abrazaba a Mbappé, destilando buen rollo, en una sesión preparatoria en uno de los campos de entrenamiento en Saint-Germain.

Leonardo, director deportivo del club, pidió a la plantilla en la reunión que abroncó a Neymar que no publicasen ningún mensaje de bienvenida al crack brasileño, cuando este se incorporó a los entrenamientos una semana más tarde de lo previsto.

Artículo anteriorPolémica en redes sociales por supuesto sobrepeso de Hazard
Artículo siguienteRicardo Jerez mantiene titularidad en la Liga Águila

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí