El suizo Roger Federer ganó por décima vez el torneo de Halle al derrotar este domingo en la final al belga David Goffin por 7-6 (2) y 6-1, y sumó el título 102 de su carrera para situarse a sólo siete del record que ostenta el estadounidense Jimmy Connors. En Alemania, el suizo se convirtió en el campeón más longevo desde que comenzó la Era Open, con 37 años, 10 meses y 15 días, y desde donde se trasladará ahora hacia Londres para intentar la conquista de su noveno título en Wimbledon, a partir del 1º de julio.

Después de eliminar al australiano John Millman, al francés Jo-Wilfried Tsonga, al español Roberto Bautista y al galo Pierre-Hughes Herbert, Federer finiquitó la semana con un triunfo ante Goffin en una hora y 23 minutos, sin ceder una sola vez su servicio en la final y salvando tres puntos de rotura en el quinto juego del primer set.

De esta manera, Goffin sumó la octava derrota en nueve encuentros ante Federer, quien a su vez alcanzó su victoria 68 en Halle (con sólo siete derrotas) y logró el título número 19 sobre césped.

La victoria en Halle supone el tercer título de este año para Federer, ganador en Dubai y Miami, y se produce a una semana del comienzo del tercer Grand Slam de la temporada en Wimbledon, donde el año pasado el suizo quedó eliminado en cuartos al caer ante el sudafricano Kevin Anderson.

Federer continuará desde hoy como tercer mejor jugador del circuito. Sin embargo, faltaría conocer si los directivos de Wimbledon aplicarán su regla particular para designar cabezas de serie y colocan al jugador de Basilea por delante del español Rafael Nadal, al tener en cuenta los resultados sobre hierba en los últimos dos años.

En esta superficie, Federer ganó en Stuttgart, fue finalista en Halle e hizo cuartos en Wimbledon en 2018. La pasada temporada, Nadal no jugó nada sobre césped hasta poner los pies en el All England Club, donde cedió ante el serbio Novak Djokovic en semifinales.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here