El Procurador de los Derechos Humanos (PDH), Jordán Rodas,  mostró su preocupación ya que se evidenció el uso excesivo de la fuerza por parte de la Policía Nacional Civil (PNC) y esto violó el amparo que fue otorgado en favor de los manifestantes.

Rodas dijo que hubo varias personas en la Plaza Central, incluso niñez, que fue perjudicada por gases lacrimógenos que lanzaron las fuerzas antimotines desde un costado la Catedral Metropolitana.

Los oficiales de turno de la PDH verificaron la atención de personas heridas y documentaron que una de ellas perdió un ojo.

El procurador agregó que es necesario que el Ministerio Público (MP) investigue y determine si no hubo agentes del Estado involucrados en la quema del Congreso, ya que hay cosas curiosas como el hecho que hubiera poca presencia policial cuando esto ocurrió.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here