Ousmane Dembélé pasó por el quirófano este martes en Finlandia para someterse a una intervención de más de dos horas a manos del doctor Lasse Lempainen. En ella se trató de arreglar la lesión que se produjo hace unos días mientras entrenaba. Una rotura del tendón proximal del bíceps femoral de la pierna derecha. La misma que ya padeció hace dos temporadas, pero en la otra pierna.

Curiosamente, en aquella ocasión el tiempo estimado de baja fue de cuatro meses -aunque Ousmane consiguió regresar a los terrenos de juego antes-. En esta ocasión, según informó el Barcelona, Dembélé deberá estar en el dique seco seis meses. Más del tiempo mínimo que estipula la norma para que un equipo pueda fichar un recambio para un fichaje de larga duración.

Esto abre la puerta para que el Barça haga una contratación que cubra el hueco que el extremo galo deja libre. Sin embargo, ahora todo queda en manos de un comité médico que deberá dar el visto bueno definitivo a la autorización. Deberán ser ellos los que confirmen que la estimación de los seis meses de baja está en concordancia con la gravedad de la lesión que padece Dembélé.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here