Jueces de Mayor Riesgo solicitan al MP la remoción de denuncias antiguas en su contra. (Foto Prensa Libre: La Red)

Este lunes 21 de junio, cuatro jueces de Mayor Riesgo se presentaron a las instalaciones del Ministerio Público (MP) para dialogar con la Fiscal General, María Consuelo Porras.

Los jueces Erika Aifán, Yassmin Barrios, Miguel Ángel Gálvez y Pablo Xitumul, quienes tienen a su cargo judicaturas de Mayor Riesgo, solicitaron una revisión de ciertas denuncias penales que se han realizado en su contra.

Estos consideran que muchas son parte de un hostigamiento y persecución hacia ellos debido al trabajo que desempeñan.

La jueza Erika Aifán, explicó que hay cerca de unas 30 denuncias activas en contra de los Jueces antes mencionados.

«Varias de estas son ilegítimas e infundadas, siendo algunas de hace varios años atrás», cometa Aifán.

Atentado contra el Organismo Judicial

Por su parte el juez Miguel Ángel Gálvez indicó que estas acusaciones son atentados en contra de la independencia del Organismo Judicial, denunciando de igual manera el hostigamiento del cual ha sido víctima por parte de personas armadas que le han dado seguimiento al juez desde hace algunos días.

El juez Pablo Xitumul expresó que al atentar contra la independencia del Organismo Judicial también se perjudica a la población y hace un llamado para que los dejen trabajar de manera correcta. De igual forma expone su descontento ante la forma de procesar las denuncias por parte del MP.

«Las denuncias en contra nuestras están dormidas, están abandonadas, engavetadas, pero las que nosotros hemos presentado no, la semana pasada hice un conteo y llevaba 10 desestimaciones de las denuncias que he presentado, eso significa que si están atendiendo a los 20 días las denuncias que nosotros presentamos pero las denuncias en contra nuestra las tienen ahí con fines de hostigamiento y como una presión psicológica para que no resolvamos de mejor manera los casos que nos competen», comenta Xitumul.

La Ley da un plazo de 20 días hábiles para que el MP pueda iniciar el proceso; esto si se llega a determinar que hay algún elemento que sea merecedor de una investigación.

Los jueces poseen inmunidad, pero como ya se excedió el plazo razonable al que hace referencia la Corte Interamericana de Derechos Humanos, los cuatro jueces de Mayor Riesgo han solicitado a los fiscales que llevan los casos de denuncias que estos sean desestimados, sin obtener mayor respuesta.

Debido a esto los jueces han decidido realizar la petición conjunta para que la fiscal Porras revise personalmente las denuncias y las desestime. 

«Este montón de denuncias que se encuentran en el Ministerio Público sin ningún trámite y que son de muchos años vienen a construirse en una forma de hostigamiento y precisamente lo que la Comisión Interamericana de Derechos Humanos ha dicho. Precisamente los cuatro jueces gozamos de medidas cautelares y también estamos pidiendo a la fiscal el cumplimiento de esas medidas», afirmó Aifán.

Por su parte la jueza Yassmin Barrios indicó que se deben desestimar las denuncias y no se debe de atacar a jueces sino a personas que en verdad cometan actos delictivos.

«La independencia judicial no es una garantía únicamente para los jueces, es una garantía para todos los ciudadanos que contarán con jueces responsables, libres e independientes que solamente utilizan la ley, la constitución y los tratados sobre derechos humanos, juzgando sin privilegios de carácter económico político o social, sin ninguna clase de interés político», expresó Barrios.

Investigación pendiente

Ante las solicitudes y declaraciones presentadas por parte de los cuatro jueces de Mayor Riesgo, la fiscal general del MP, Consuelo Porras, se pronunció y comentó que lo que le permitirá a ella establecer si las denuncias a las cuales los jueces se refieren son espurias o no, será solamente la investigación. 

“Ellos estiman que son espurias sin embargo a mi lo que me da la señal de si es espurio político o no un caso es la investigación y consecuentemente las fiscalías que están conociendo las diferentes denuncias en contra de cualquier ciudadano guatemalteco es la investigación la que nos va a indicar si hay o no hay un hecho que perseguir”, afirmó Porras.

Por su parte el ministro de Gobernación, Gendri Reyes, se pronunció ante las denuncias y solicitudes hechas por los jueces de mayor riesgo este día ante el Ministerio Público en donde señalan hostigamiento y persecución por parte de los agentes de seguridad que tienen asignados.

Reyes tacho de «fuera de lugar e irresponsables» los comentarios aduciendo que al ser representantes de la justicia deben de contar con responsabilidad para emitir sus declaraciones, recordando que goza de derecho de antejuicio.

El ministro Reyes señaló que buscará entablar comunicación vía telefónica con los jueces afectados para conocer más sobre las denuncias y desplegar a las fuerzas policiales en caso de ser necesario para poder detener los delitos mencionados por los jueces.

 

Artículo anteriorConoce la vida y obras de José Ernesto Monzón en estas cáspsulas grabadas por su hija
Artículo siguienteSanarate FC se refuerza luego de descender a Primera División

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí