La NBA sigue dando pasos de cara a su reanudación. Sin embargo, paralelamente se está construyendo el camino de aquellos que quieren que no se juegue. Tras las numerosas críticas a la reanudación de la temporada, las revueltas sociales por el racismo y el miedo al virus, llegan ahora las quejas por las condiciones de la ‘burbuja’ de Orlando.

Algunos jugadores de consumado prestigio en la liga han criticado las instalaciones en las que se tendrán que alojar, aunque a tenor por las imágenes ofrecidas por ellos mismos, las habitaciones y demás estancias no tienen ninguna mala pinta, aunque no sean tan lujosas como las mansiones que acostumbran habitar.

Este ha sido el caso de Rajan Rondo. El base de Los Ángeles Lakers y compañero de LeBron James en la franquicia angelina ha criticado duramente a la NBA por la habitación que se encontró a su llegada a Orlando, una estancia que para nada cumplía sus pretensiones y que, a su juicio, no le proporcionará el descanso que cree necesario tener.

La reanudación de la liga supondrá muchos partidos, pero los hoteles elegidos para alojar a todos los equipos reúnen sobradamente las condiciones necesarias para que descasen las superestrellas del baloncesto mundial. Aun así, esto no ha evitado la amarga y directa queja de Rondo.

Justo después de que el torero confirmara en Sálvame que se siente «ilusionado», la almeriense hizo pública su cuenta de Instagram y cuatriplicó sus seguidores.
El base decidió subir a sus redes sociales una foto de su habitación, mencionado a la NBA, y comparando el dormitorio con una conocida cadena de moteles en Estados Unidos. Un gesto que sin duda no habrá gustado en la dirección de la competición. De momento, ha sido el primer jugador que se ha quejado tan abiertamente de las instalaciones.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here