Este martes ha dado comienzo la nueva legislatura del Parlamento español, después de las elecciones celebradas el pasado 10 de noviembre. Ha sido la cuarta vez que los ciudadanos han tenido que votar en unos comicios generales en cuatro años y la segunda vez que se ha producido en este periodo una repetición electoral porque los partidos políticos no han sido capaces de llegar a acuerdos para elegir presidente del Gobierno.

En esta ocasión las negociaciones están encaminadas a dotar al país de un Gobierno de coalición presidido por el socialista Pedro Sánchez. Al acuerdo entre el Partido Socialista y Unidas Podemos aún le falta sumar el apoyo de otras fuerzas. Si lo consiguen, sería la primera vez que España contase con un Ejecutivo bicolor desde la reinstauración de la democracia.

Ocupación de escaños

En esta jornada se han constituido las Cortes Generales, el Congreso y el Senado, aunque todas las miradas se han vuelto hacia la primera institución, de la que depende la elección de presidente de Gobierno y que la legislatura prospere.

Durante la sesión constitutiva no están todavía asignados los asientos, por lo que los miembros de cada partido político han elegido su asiento. La tradición marca que la mayoría de los grupos ocupen siempre la misma zona del Hemiciclo, aunque en la pasada legislatura esta circunstancia dio lugar a polémica con la entrada de los diputados de ultraderecha de Vox por primera vez en el Parlamento, quienes madrugaron para ocupar los sillones que históricamente habían ocupado los miembros del Partido Socialista (PSOE).

En esta ocasión no ha habido tal polémica, puesto que los diputados de extrema derecha han ocupado los asientos que ha dejado libres el partido Ciudadanos después de su debacle electoral.

Constitución de la Mesa de edad

En esta primera sesión se constituye un órgano temporal, la Mesa de edad, encargado de los primeros trámites de la legislatura, como la lectura de los nombres de los diputados o la dirección de las votaciones para conformar la Mesa permanente del Congreso.

La Presidencia de este órgano ha recaído en Agustín Javier Mazarrón, el diputado de mayor edad, quien ya presidiera esta Mesa en la anterior legislatura y que en ese momento llamó la atención por el gran parecido con el reconocido literato Ramón María del Valle Inclán. En esta ocasión ha abierto la sesión con una inédita petición de disculpas: «Pido perdón al pueblo español, soberano único, por el incumplimiento en la decimotercera legislatura del trascendente mandato constitucional de otorgar Gobierno a la nación».

Mayor polémica ha causado la intervención de la secretaria de la Mesa, la diputada más joven, Marta Rosiqué, quien al leer los nombres de todos los diputados electos, ha comenzado la lectura como acto reivindicativo nombrando a los políticos presos por el ‘procés’ que no fueron en las listas. Mazarrón ha recordado posteriormente que esos políticos no son diputados electos.

La primera votación

Las primeras votaciones a las que se han enfrentado los parlamentarios han tenido lugar para elegir a los nueve miembros de la Mesa permanente, órgano que dirigirá la Cámara durante toda la legislatura.

La Presidencia ha recaído en la candidata del Partido Socialista, Meritxell Batet, quien ya la ostentaba en la pasada legislatura. Las cuatro vicepresidencias han sido para Alfonso Rodríguez, del PSOE; Ana Pastor, del Partido Popular; Gloria Elizo, de Unidas Podemos; y Ignacio Gil Lázaro, de Vox. Por último, para las Secretarías han sido elegidos Sofía Hernández (PSOE), Gerardo Pisarelo (UP), Javier Sánchez Serna (UP) y, en último lugar, Adolfo Suárez Illana (PP).

La composición de este órgano ha sido motivo de disputa durante los días previos, con motivo de la posibilidad de inclusión o exclusión de los representantes de Vox. Aunque los miembros son elegidos por votación, son comunes los pactos entre formaciones para que la Mesa sea lo más representativa posible de la composición del Hemiciclo. Finalmente, no ha habido ‘cordón sanitario’ y Vox tendrá representación en la Mesa, aunque los pactos entre las fuerzas progresistas y los partidos regionalistas y nacionalistas lo han limitado a un solo asiento.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here