A través de la inteligencia artificial una investigación conjunta entre profesionales del King’s College London, el Hospital General de Masssachusetts y la compañía de ciencias de la salud ZOE, han desarrollado una app que permite, mediante la aportación de información diaria sobre su estado de salud y los síntomas de la covid-19 , dar información al estudio.

La app, descargada por más de tres millones de personas, ayuda a los investigadores a clarificar la incidencia del virus y los contagios. Uno de los datos más llamativos que encontraron los investigadores fue que casi dos terceras partes de los pacientes positivos afirmaban haber sufrido anosmia (pérdida de olfato) desde que empezaron a padecer la enfermedad.

Los investigadores han analizado los datos de cerca de 2,5 millones de pacientes –en su mayoría del Reino Unido y Estados Unidos- y, de ellos, 7.178 han afirmado haber dado positivo en Covid-19.

La investigación apunta que, a pesar de que la fiebre y la tos son los síntomas más comunes, la anosmia podría ser un valor a tener en cuenta mucho más fiable.

Tim Spector, investigador del King’s College de Londres, ha afirmado que los resultados “sugieren que la pérdida de gusto y olfato es una señal temprana de la infección por Covid-19”.

A través de un modelo matemático los investigadores saben si una persona, en función de su edad y sexo, puede estar contagiada si presenta cuatro síntomas. Este modelo ha sido trasladado al número de ciudadanos que utilizan la aplicación y el informe final ha determinado que más del 17 por ciento de las personas que aseguraron no encontrarse bien podrían estar contagiadas de Covid-19.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here