El ministro de Relaciones Exteriores de Cuba, Bruno Rodríguez, ha exigido la inmediata liberación de cuatro colaboradores de salud cubanos que han sido detenido por el Gobierno de facto de Bolivia.

Rodríguez ha afirmado en su cuenta de Twitter que los cubanos miembros de la Brigada Médica fueron retenidos «bajo calumniosas imputaciones» y ha pedido «el cese de la campaña política de instigación a la violencia y el odio contra el personal cubano». «Garantías para su retorno seguro a la Patria», ha solicitado.

Estos cuatro funcionarios cubanos fueron apresados por la Policía el pasado miércoles bajo la acusación de supuestamente organizar y financiar protestas en contra de la autoproclamada «presidenta interina», Jeanine Áñez.

«Detener expresiones de odio»

En la misma línea, el Ministerio de Relaciones Exteriores ha pedido «detener la exacerbación de irresponsables expresiones anticubanas y de odio, difamaciones e instigaciones a la violencia» contra estas personas que han sido detenidas.

Además, «rechaza las falsas acusaciones de que estos compañeros alientan o financian protestas que se basan en mentiras deliberadas» y se informa que en estas circunstancias «se ha decidido el retorno inmediato» de los colaboradores de la isla.

En el comunicado colgado en las redes sociales, la cancillería cubana ha afirmado que los cuatro colaboradores cubanos «tienen una reconocida trayectoria» y que «se han atenido estricta y rigurosamente a la labor humanitaria y de cooperación» en el país andino.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here