El candidato demócrata a la presidencia de EE.UU., Joe Biden, criticó la gestión de la pandemia por parte del actual gobierno y lamentó la actitud del presidente Donald Trump sobre el uso de mascarillas ya que, según opinó, transmite a la gente «que no es tan importante».

Biden hizo la declaración durante un foro público en Pensilvania al mismo tiempo que el actual mandatario hacía lo propio en Miami, luego de que la Comisión de Debates Presidenciales (CPD por sus siglas en inglés) cancelara el segundo debate previsto entre ambos candidatos, ante la falta de consenso sobre las reglas por parte de ambos candidatos.

La primera parte del evento estuvo dedicada a la pandemia y a la crisis sanitaria a la que está haciendo frente la población estadounidense.

El candidato demócrata, una vez más, recalcó que su “plan de respuesta a la COVID-19” pasa por cuatro puntos: Impulsar una orden que obligue a usar mascarilla en cualquier espacio público; financiar el desarrollo de tratamientos y vacunas para que estén en el mercado de una forma más rápida; crear una estrategia en todo el país para realizar pruebas y rastrear los posibles contagios; y proporcionar más equipo de protección a los sanitarios y personal de emergencia para este tipo de casos.

Biden criticó la actitud de Donald Trump al no impulsar medidas más severas para afrontar la pandemia, que ya suma más de 8 millones de casos y más de 217.000 muertes en Estados Unidos. A su juicio, el mandatario estadounidense debe predicar con el ejemplo, llevando una mascarilla como medida de prevención y así crear consciencia entre la población.

“Cuando el presidente no usa mascarilla, o se burla de personas como yo, que he usado tapabocas durante mucho tiempo, la gente piensa que no es tan importante, pero sí creo que importa lo que nosotros digamos”, afirmó durante su intervención en el foro público que fue organizado por la cadena de televisión ABC News.

La vacuna contra la COVID-19

El desarrollo de la vacuna fue otro de los temas de la noche. El exvicepresidente aseguró que no tendría ningún problema en ponerse la vacuna contra el coronavirus siempre y cuando haya pasado por las fases clínicas pertinentes antes de su lanzamiento en el mercado.

FILE PHOTO: Coronavirus disease (COVID-19) vaccination study at the Research Centers of America in Hollywood

“Si los científicos dicen que está lista para fabricarse y ha sido probada, ha pasado por las tres fases, sí que me la pondría e invitaría a la gente a ponérsela”, manifestó al tiempo que admitió que preferiría que la vacuna fuera “obligatoria” para toda la población, pero que es consciente de que no puede impulsar una orden de este tipo si ocupa el Despacho Oval.

Sin temas de interés hispano

A pesar de que muchos daban por hecho de que este foro público serviría para debatir sobre algunos de los temas que podrían haberse tratado en el debate de Miami, una ciudad que cuenta con una gran población latinoamericana, prácticamente no se abordó ninguna problemática que ataña especialmente a este segmento de la población, como la inmigración, la reforma sanitaria o las propuestas para los miles de indocumentados que están en el país.

Sobre inmigración, Biden hizo una breve mención para recordar que el país norteamericano es una nación formada “por esclavos indígenas que vinieron aquí hace 400 años y todos los demás son migrantes”. Pero lo hizo para destacar la “diversidad” que hay en el país y poner de manifiesto la necesidad de tratar a todo el mundo de la misma manera.

“Si no tratamos a las personas por igual, nunca vamos a alcanzar nuestro potencial”, subrayó.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here