• 39
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Franco Armani, arquero de River, dijo que después de todo lo acontecido alrededor de la Copa Libertadores los últimos días miran “lo positivo” que supone jugar la final contra Boca, aunque sea en Madrid, y tras la cuál “habrá un campeón y no se hablará más”.

“El Santiago Bernabéu es una cancha hermosa donde no se podrá decir que la pelota pica mal. Hay que disfrutar de este escenario y más aquel que no lo tocó jugar nunca aquí”, señaló Armani, campeón de una Copa Libertadores en 2016 con el Atlético Nacional de Medellín.

“Me hubiera gustado jugar en la cancha de River, pero ahora no queda más que dar lo mejor. Miramos el lado positivo y lo positivo es que se juega esta Copa en Madrid y la queremos ganar”, confesó. “Ya lo que sucedió, sucedió, y los partidos se ganan y se juegan en la cancha; después del domingo habrá un campeón y no se hablará más”, concluyó.


  • 39
  •  
  •  
  •  
  •  
  •